Los datos de intercambios de mercancías ya ofrecen una preocupante ralentización antes de que se impusieran los aranceles. Tras un fulgurante 2017 con tasas de crecimiento anuales que alcanzaron el 6%, el comercio mundial de mercancías vuelve a perder fuelle. Según los últimos datos disponibles del CPB World Trade Monitor hasta abril, en los últimos tres meses el volumen cayó un 0,6%. Y eso ha ocurrido antes de que se impusieran aranceles. Las economías de los emergentes, China yEuropa han tenido un comienzo de año peor de lo esperado. La sincronización global vivida a finales de 2017, cuando todas crecían al unísono, se agota. La preocupación de expertos y organismos consiste en que las medidas proteccionistas agudicen este proceso de ralentización del comercio y que este acabe convirtiéndose en un serio lastre para el crecimiento global. Fuente: Síntesis Diaria,...