Su estimación de beneficios es la que más ha caído en el último trimestre, tanto para 2016 como para 2017. Ganará un 6% y un 10% menos de lo que esperaba el consenso hace sólo un trimestre para los dos próximos años, debido a la presión sobre sus márgenes por los bajos tipos de interés y a la incertidumbre desatada en la eurozona por el “Brexit” y por los problemas que aquejan a los bancos italianos. Fuente: Síntesis Diaria,...