Con el fin de aprobar una serie de medidas que ayuden a armonizar determinados aspectos del comercio internacional de bienes así como para poner en marcha un sistema definitivo en la gestión del impuesto en las operaciones intracomunitarias. Por un lado, se propone un tratamiento uniforme para las denominadas ventas en consignación. Algo parecido ocurre con las denominadas  ventas en cadena. Muy problablemente la propuesta de la Comisión reduirá esta controversia. Se dan unas pautas para determinar dónde y en qué condiciones deben ingresarse el IVA cuando se den este tipo de operacione sucesivas. Se pretende poner en marcha, de forma definitiva, un sistema de tributación en destino por el cual, las operaciones intracomunitarias de bienes estarán sujetas al IVA únicamente en el Estamo miembro de destino, desapareciendo la actual disociación entre entrega de bienes en origen y adquisición intracomunitaria en distino. Fuente: Síntesis Diaria,...