Estudia subir la fiscalidad de ultra procesados o ricos en grasas y azúcares del 10 al 21%. “Reduciremos el impacto de la comida basura al establecer obligaciones claras en el etiquetado, que deberá reflejar la calidad de los productos conforme al modelo del semáforo nutricional, así como una revisión de la fiscalidad de los alimentos ultra procesados o ricos en grasas y azúcares. Además se impulsará que la compra pública de alimentos para comedores escolares o de hospitales sea un modelo de calidad de cercanía”, aseguraban en el partido morado. Fuente: Síntesis Diaria,...