Frente a la media europea que se sitúa en 120 días. Es lo que se desprende de un estudio internacional de Sage, que tiene como objetivo analizar los costes y la reducción de la productividad que supone para las pequeñas y medianas empresas no digitalizar sus tareas administrativas. Un aumento del 10,5% de la productividad en las pymes españolas, supondría un incremento anual de 32.000 millones de euros en el PIB nacional. Este incremento de la productividad, podría ser fácilmente accesible con la reducción de las cargas administrativas y la consecuente digitalización de estos procesos.

Fuente: Síntesis Diaria, S.L.