Pasará a la historia como una de las más rentables y mejor retribuidas de los últimos años en España, con un escenario de precios estables y equilibrados en el mercado de origen. A la vista de esta situación y de la menor cosecha de aceite de oliva que se pronostica para la presente campaña, junto con el enlace de 300.000 toneladas de existencias, no es descabellado pensar que el escenario de buenos precios de la pasada campaña se mantendrá a lo largo de los próximos meses, siempre con el permiso de las condiciones climatológicas y a la espera de que las ansiadas lluvias rieguen el olivar sediento de agua.

Fuente: Sínteisis Diaria, S.L.