Por la utilización de las carreteras francesas (ecotasa), con ocasión de la próxima tramitación de la Ley de Orientación de la Movilidad, cuyo texto debe presentarse en las próximas semanas en el Consejo de Ministros. De este modo, sería la quinta vez que el Gobierno francés intenta establecer la imposición de la ecotasa a los camiones tanto nacionales como extranjeros que transiten por sus vías, después de los sucesivos aplazamientos llevados a cabo en los años 2013, 2014 y su posterior suspensión definitiva en 2015 tras las movilizaciones llevadas a cabo por los transportistas y agricultores franceses. Dicho anuncio ha contado con el rechazo de las asociaciones francesas de transportistas, entre otras UNOSTRA, confederada con FENADISMER y miembro de la UETR.

Fuente: Síntesis Diaria, S.L.