Cerca de 800.000 trabajadores interinos de las administraciones públicas españolas viven estos días pendientes del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) confiando en que no tarde en emitir un fallo que les permita acceder a una plaza fija. Las administraciones públicas, subraya Araúz, ha obviado su obligación de convocar oposiciones cada uno o dos años, pasando hasta 18 ejercicios sin hacerlo en algunso casos, y manteniendo su extructura de personal a costa de interinos en un claro caso, dice, de “abuso de la temporalidad”.

Fuente: Síntesis Diaria, S.L.