La recuperación del mercado laboral se ha olvidado de quienes llevan más tiempo sin trabajo. Uno de cada cuatro desempleados lleva al menos cuatro años en esta situación. En total suman 1.127.879 de los más de 4,5 millones de parados que había en España entre abril y junio. Con la crisis esta cifra se ha multiplicado por 11, según la encuesta de población activa. Los parados de tan larga duración, señalan los expertos, es un colectivo que precisa mucha ayuda para volverá  trabajar, ya que las empresas prefieren contratar a quienes perdieron su empleo hace menos tiempo o a jóvenes.

Fuente: Síntesis Diaria, S.L.