principalmente participaciones preferentes emitidas por las cajas de ahorros. Según datos facilitados por la entidad, el grueso de las devoluciones  se realizó a través del proceso de arbitraje desarrollado por el banco en 2013. Por esta vía se retornó su dinero a más de 137.000 personas. Además el banco ha devuelto su inversión a 23000 clientes de las antiguas cajas por la vía judicial.